Técnica de la tortuga para ayudar a los niños hiperactivos

La hiperactividad en los niños es muy común, esta ocasiona que los mismos no sean capaces de prestar atención a una misma cosa durante varios minutos. Para las personas que se encuentran en un lugar con un niño hiperactivo es un poco molesto, pero para los menores es aún peor, ya que los padres y los otros adultos no entienden que le está pasando al niño y lo que hacen es proporcionar regaños y castigos.

La hiperactividad es un problema para el aprendizaje de los niños, porque no colocan el suficiente empeño para entender los temas que se requieren en el desarrollo intelectual. La técnica de la tortuga lo que hace es que los pequeños se protejan por medio de un caparazón cuando se sientan agredidos o cuando quieran controlar diferentes emociones que dejan efectos negativos.

La importancia de la técnica de la tortuga en los niños hiperactivos consiste en que se invita a los pequeños con la ayuda de algunos incentivos para que tomen un momento de quietud y relajación, para que se tranquilicen y pueden volver a realizar las actividades propuestas como son las académicas. Esta técnica es apropiada para los niños que se encuentran en primaria.

hiperactividad

Fases de implementación de la técnica de la tortuga

Para aplicar la técnica de la tortuga en los niños pequeños de forma efectiva es importante tener en cuenta tres fases, que se implementan respectivamente en tres semanas. Cuando se termine el proceso el niño va a responder de forma inmediata a algunas señales.

  1. Fase: En la primera semana para que los niños respondan de la forma deseada ante la palabra tortuga es necesario contarles la historia de la tortuga, después se realiza una práctica dirigida para que los pequeños sepan cómo detenerse y meter la cabeza entre los hombros y encorvar el resto del cuerpo, con el objetivo de tener un momento de relajación y estar como si en realidad estuvieran en el caparazón. En esta primera fase también es necesario que se realice una práctica individual, de forma que el niño con problema de hiperactividad, entienda que hacer cuando escuche la palabra tortuga.
  2. Cuando el niño ha aprendido en que consiste la técnica de la tortuga debe aprender a relajarse por medio de la misma. Cuando relaja los músculos se le olvida que tiene demasiada energía o que no se puede quedar quieto, que es lo que le sucede a los niños hiperactivos. Es importante que los niños entiendan cuando necesitan tomarse este descanso, para después reanudar las actividades normales.
  3. En la tercera fase se debe enseñar tanto a los padres como a los niños, como por medio de la relajación que proporciona esta técnica se puede solucionar el problema de hiperactividad. Para tener una conclusión más apropiada es apropiado reunir a varios niños que tengan el mismo problema.

La técnica de la tortuga es un método de autocontrol que funciona durante mucho tiempo después, ya que el cambio es voluntario, por medio de un método llamativo y divertido.

 

Vía: http://www.educapeques.com/escuela-de-padres/tecnica-tortuga-hiperactividad.html

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s